sábado, 7 de julio de 2012

Grecia 2 (2009) Paisajes y mar en el Peloponeso

Nauplio y sus buganvillas. Foto: César Aguilar
Cuando ves el Peloponeso en un mapa y tantos yacimientos interesantes te entran las ganas de visitar un buen número de ellos. Sin embargo las distancias engañan, la península es una continua sucesión de montañas de no mucha altura pero que cuesta recorrer. Carreteras estrechas, puertos continuos y los griegos con su conducción suicida te hacen desistir de grandes desplazamientos. Después de la paliza del viaje decidimos centrarnos solo en una pequeña zona, la de Nauplio la antigua capital de Grecia. A pesar de su pasado no deja de ser poco más que un pueblecito con mucho encanto, al menos la parte vieja que se visita. Está toda rebosante de buganvillas y se sitúa a la sombra de varias fortificaciones venecianas. En los alrededores hay dos yacimientos importantes que queríamos visitar y que no nos defraudaron, el de Epidauro con su colosal anfiteatro y la fortificación de Micenas.

Aladiernos (Rhamnus alaternus) C. Aguilar
El paisaje de esta zona tiene algo de familiar, aunque sea la primera vez que hayas estado. Es el ecosistema mediterráneo por naturaleza y de eso tenemos buena representación en la Península Ibérica. La vegetación es conocida, o al menos a primera vista eso parece, pues ves plantas que crees reconocer pero que, a veces, no son las mismas sino otras muy similares. Me pasó al ver unos arces (Acer sp) en un paseo, que luego al mirarlos con más detalle ví que tenían las sámaras de las semillas rojas, algo que no pasa en ninguno de nuestra Península, aun no he sabido que especie era. Las sierras son calizas y cubiertas de un matorral bajo de coscojas (Quercus coccifera)  y encinas (Quercus ilex), con pinos que parecen Pinus halepensis y que se entremezclan con pequeños cultivos de secano como olivos y almendros. 

Cistus crispus. Foto: César Aguilar
Entre los matorrales había jaras como el Cistus crispus o aladiernos (Rhamnus alaternus). A finales de mayo la floración primaveral aún aguantaba algo pero no demasiado y ya se veían muchos herbazales agostados a esas alturas. En cuanto a las aves mucho mediterráneo: curruca cabecinegra (Sylvia melanocephala) y carrasqueña (Sylvia cantillans), golondrina daurica (Hirundo daurica) y vencejo real (Apus melba) en los peñones. Entre las novedades estaba la corneja cenicienta (Corvus corone cornix) y el trepador rupestre (Sitta neumayer). Por la noche también muchos autillos (Otus scops), mochuelos (Athene noctua) y chotacabras grises (Caprimulgus europaeus).


Puesta de sol en la costa de Koilada. C. Aguilar
Todo ello sin ir específicamente a buscar ninguna especie, solo llevando los prismáticos a mano y yendo un poco atento por los paisajes que fuimos recorriendo. En los días que pasamos por la zona de Nauplio aprovechamos para visitar a unos amigos de La Rioja que viven desde hace unos años viajando en un barco por las islas griegas, Toño y Angela. Cuando les llamamos,  casualmente acababan de llegar a la bahía de Koilada a solo una hora de Nauplio, así que fuimos a buscarles. Allí nos enseñaron su modo de vida en el Allioth, su velero, y disfrutamos con ellos de un atardecer rojo incendiario alucinante, algo que ellos tienen la suerte de ver casi a diario desde su barco.



Embarcando en el Allioth con Toño. C. Aguilar
Cuando subimos al barco conla zodiac me comentaron que esa misma tarde habían visto tortugas en la bahía, así que no quité ojo a la lámina de agua hasta que dí con una de ellas. Fue solo la cabeza de una tortuga boba (Caretta caretta) que salía a respirar, pero para mí no pudo ser más  emocionante ya que nunca había visto una. Luego por la noche junto con otra pareja de españoles que acababan de llegar en velero a la bahía, cenamos en el Allioth. Vaya disfrute oir sus historias de navegación por las islas griegas, el sueño de cualquiera. Una vida que para ellos solo es posible con un día a día completamente austero y de muy bajo consumo, la receta para hacer durar el sueño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tus comentarios a las entradas siempre son bienvenidos, trataré de contestar a todos ellos.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...