martes, 12 de julio de 2011

Perú 35 (2011) Tierras emergidas, “gigantes amazónicos” y algunos primates

Tamandua tetradactyla Foto: C. Aguilar
Las zonas emergidas en esta época del año son pocas, así que cuando tuvimos ocasión de llegar a algunas de ellas aprovechamos para bajarnos de la canoa y estirar un poco las piernas en paseos a pie. Enseguida se ven muchos rastros en el suelo embarrado, aunque ver a los propios animales es más complicado ya que vas haciendo ruido al pisar los charcos y hay muy poca visibilidad con tanta vegetación. Así localizamos huellas de armadillo, venado, tapir, unas de un felino de tamaño medio tipo ocelote e incluso unos arañazos de estos en la corteza de un árbol. Pese a todo creo que tuvimos suerte pues pudimos cruzarnos con un añuje (Dasyprocta fuliginosa) y unos metros delante de unas huellas que no lográbamos identificar, nos dimos de bruces con un tamandúa u oso mielero (Tamandua tetradactyla). Al momento de vernos se subió a un árbol, pero aún así se mostraba algo curioso de vernos allí, siempre y cuando mantuviéramos una cierta distancia

Gran lupuna (Ceiba pentandra) Foto: C. Aguilar
En estas zonas emergidas pude ver uno de esos gigantes que encuentras en las selvas bajas, una inmensa lupuna que es el nombre común que dan a varias especies de árboles grandes. Una de esas especies de lupuna es una Ceiba y pienso que esta de aquí era una de ese género, la Ceiba pentandra. Creo, sin exagerar, que es el árbol de mayor tamaño que haya visto nunca. Estos gigantes se desarrollan sobre suelos poco profundos que, además con tanta agua de lluvias y crecidas, en cierto modo son bastante inestables. Es por ello que han tenido que desarrollar un sistema de “andamiajes” que les ayude a mantener su estabilidad a salvo de la embestida de vientos y tormentas. Esa es la función que cumplen los enormes alerones que salen en todas las direcciones de su base, ampliando de este modo la sujeción del tronco al suelo. Estos árboles son más frecuente cuanto más te adentras en la reserva y es que hasta que no ha habido guardería suficiente, la gente seguía entrando de forma ilegal a sacar la madera de estos grandes árboles.


Victoria amazonica. Foto: César Aguilar
Otros gigantes del reino vegetal que me sorprendió encontrar fueron las plantas de Victoria regia (Victoria amazonica), una especie parecida al nenúfar que puede llegar a tener hasta más de dos metros de diámetro. No la encontramos hasta el tercer día, pues tampoco son muy abundantes. Ahora se encontraban con las hojas recién formadas pues pasado un tiempo estas se pudren y se hunden. El interior de las hojas almacena inmensas vacuolas con una densidad menor que la del agua y es lo que las mantiene a flote en superficie. Cuando te acercas y las tocas, es como estar apoyándote sobre una colchoneta hinchable de camping. Eso sí, si te da por tocarlas hay que tener la precaución de hacerlo por arriba pues la parte de abajo está completamente recubierta de grandes espinas. Intenté sin éxito voltear parcialmente alguna de ellas para ver su estructura. Sin embargo esos pinchos son una defensa muy efectiva, no solo para curiosos como yo, sino también para cualquier herbívoro que quiera aprovechar ese recurso desde el agua.


Mono aullador (Alouatta seniculus) César Aguilar
De regreso al agua volvimos al medio desde el que mejor se ven muchas de las aves y mamíferos de estas selvas. Una especie que ya había visto fugazmente en Tingana pero que aquí pude contemplar bien, fueron los monos aulladores (Alouatta seniculus). Con el agua inundando todo el bosque pudimos acercarnos hasta justo debajo de un árbol donde había uno y tomarle algunas fotos. Una aproximación que habría sido más difícil con el terreno seco cuando parece que se muestran más recelosos. Otros primates que hasta ese momento no había visto en libertad fueron los monos choros comunes (Lagothrix lagotricha), los mismos que tenían en el centro de recuperación de Ikamaperu en Lagunas y que algún día iban a liberar por esta zona según me dijeron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tus comentarios a las entradas siempre son bienvenidos, trataré de contestar a todos ellos.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...